sábado, octubre 17, 2009

Mundo de ensueño

Hoy caminaba por las calles de mis sueños, en el mundo irreal de la imaginación. Deambulaba unicamente por hacerlo, sin razón alguna, solo quería y disfrutaba ... feliz y tranquila, no existe la prisa en ese mundo, me siento sosegada y relajada, disfruto de la paz que me rodea, la que ella me da, nos la ofrece, solo hay que saber encontrarla o en muchas ocasiones buscarla, y cuando la hayas, entonces conservarla.

Pero escucha ... que preciosa música oigo, ¿de dónde procede? ¿quién se atreve tan maravillosa música emitir? Música celestial, es su música, la música de sus alrededores, la música de nuestra Madre y Diosa Tierra. La oigo y su melodía me inunda... llega hasta mi de forma diferente... Siento que me inunda, me hechiza... ¿dónde estoy? Mira que ser tan pequeño y a la vez tan grande ¿tú emites la música? ¿eres mi destino? Quedate conmigo siempre... pero ¿dónde vas? Entonces se marchó para siempre ...


9 comentarios:

VALENTIN dijo...

mmmmm, que cruel!
Por qué le dejaste ir?
Un abrazo te dejo!
Hasta pronto...

VALENTIN dijo...

mmmmm, que cruel!
Por qué le dejaste ir?
Un abrazo te dejo!
Hasta pronto...

Zara dijo...

Piensa, y si vez que de verdad ese destino que se te ofrece realmente vale la pena, no lo dejes escapar
Precioso
Besos,xaop

PrInCiPe AzUl DeStEñIdO dijo...

Me encantó la entrada, en serio ^_^

Y el nuevo look del blog, también.

Urkatu dijo...

Muchas gracias por tu comentario. Sé que quizás otro día lo vea todo diferente pero... uff de verdad que faltan fuerzas a veces eh.

Me encanta tu blog, veo que tienes más, no sé donde escribirte.
En todos! ;-)


Un beso, gracias por tus palabras.

Leonard dijo...

imaginación, si ella hablara.
la tuya es muy linda, no lo crees?
hasta pronto

weblara dijo...

Que bonita entrada, de verdad.
Pero el destino no se va, siempre permanece a tu lado.
Besucos!

S. dijo...

tu crees que puedo ponerme seria viendo la foto del flautista de penelín?
Se fue porque era su destino.

Ricardo Astrauskas dijo...

Un poco triste, pero buena entrada, saludos