lunes, enero 25, 2010

¿Un poquito de agua?

El otro día me fui a ver el partido de fútbol de la Copa del Rey con padre y mi hermano a un bar cerca de casa. No es un bar típico donde se reunen los futboleros a fumar, pegar gritos e insultar a los jugadores, al entrenador o tipicamente al arbitro, sino que es un pub muy joven y moderno, y sobre todo tranquilo, con sofás, billares ... la música no me gustaba pero ... tampoco ibamos a ponernos exigentes.

El caso es que sentado en el sofá de al lado, había una pareja sentada, creí que viendo el fútbol ... pero no ... él veía el fútbol, ella no, ella solo hablaba hablaba y hablaba, y miraba su móvil, y le enseñaba fotos al pobre chico que unicamente quería ver el partido. Ella hablaba y hablaba, y él hacía como que escuchaba, alguna que otra vez al pobre se le iban los ojos detrás de la televisión, pero ella seguía y seguía. A mi me tenía de los nervios, tanto charlar ... y eso que a mi me gusta hablar ... pero es que no paraba, y además, me daba tanta pena el pobre chico ... tenía una cara de agobio ...

Cuando el partido llegó a su descanso, después de 45 largos minutos se marcharon, ni siquiera terminaron de ver el partido, aunque no me extraña, con una charlatana como ella cerca ...

8 comentarios:

Gaz dijo...

Lo que se dice un calzonazos en toda regla :)

en las nubes dijo...

que taladrada!!! jajaja

Ana dijo...

Pobre chico, ni futbol ni ná de ná.
Es que hay algunas cotorras, que ni cosiendoles la boca.

Nesta dijo...

La técnica del agotamiento, la próxima vez ya no va a ver el fútbol :)

VALENTIN dijo...

uffff, que pesadilla. Algunas personas no conocen el verdadero valor del silencio...!
Un abrazo Isa!

bebita dijo...

Pues a mí me encanta hablar y que me hablen. Y si un amigo quiere hablarme me da igual lo que en ese momento echen por la tele... :)
Besitos!

S. dijo...

jajajjaja una amiga mia no para de hablar,se me va la cabeza y dejo de escucharla jajajjaja

Chasky dijo...

Pobre chaval, seguro que lo único que quería era ver el partido y al final ni lo vió y seguro que ni se enteró de lo que le dijo la chica.